fbpx

¿Qué es la Vestibulodinia?

Vestibulodina

La vestibulodinia provocada (vestibulitis vulvar, disestesia vulvar localizada) es el tipo más común de dispareunia (dolor a la penetración) superficial (del introito). El dolor se produce por la presión del introito. Existe también molestia al tocar alrededor de la entrada de la vagina (vestíbulo) durante el examen físico. Puede ocurrir en mujeres de cualquier edad. Se estima que aproximadamente el 15 % de las mujeres (1 de cada 7) va a experimentar este tipo de dolor vulvar en algún momento de su vida. 

Aparece cuando el sistema nervioso–desde los receptores periféricos hacia la corteza cerebral se sensibiliza. Con la sensibilización, las molestias debidas a un estímulo que puede de otra manera percibirse como leve ( el tacto), se perciben como un dolor intenso (alodinia).

¿Cuál es la causa?

La causa no se conoce. Sin embargo, en las últimas dos décadas, se ha demostrado que el tejido doloroso que se halla en el vestíbulo posee un aumento de terminales nerviosas y de señales de la inflamación. Existen teorías que avalan que la inflamación crónica como puede ser la producida por las infecciones frecuentes de levaduras (hongos), los cambios hormonales, la falta de lubricación, o las condiciones crónicas de la piel, pueden desencadenar el dolor. Es probable que exista una combinación de varios factores implicados en la causa de la vestibulodinia.

¿Cuáles son los síntomas?

El dolor con la penetración vaginal durante las relaciones sexuales es el síntoma más común experimentado por la mayoría de las mujeres con vestibulodinia. El dolor se puede manifestar como ardor punzante, molestia, pinchazos, y en ocasiones con picazón. Algunas mujeres pueden experimentar dolor durante varias horas o días después de las relaciones sexuales. Algunas mujeres también pueden tener dolor al colocarse un tampón, o con la inserción del espéculo durante el examen ginecológico de rutina. La mayoría de las mujeres sienten el dolor al tocar el vestíbulo, de otra manera no experimentan el dolor., es decir no tienen esa molestia todo el tiempo, solamente sucede cuando algo entra en contacto con el introito vaginal.

¿Cómo se ve? ¿Se pueden dar cuenta mis parejas sexuales que sufro de vestibulodinia?

No hay un rasgo característico de la vestibulodinia. Si bien algunas mujeres pueden presentar enrojecimiento en la entrada de la vagina, en la mayoría de las mujeres con vestibulodinia, la vulva y el vestíbulo se ven completamente normal.

¿Cómo se diagnostica?

El diagnóstico de Vestibulodinia es clínico, lo que significa que no hay pruebas de laboratorio o estudios de imágenes que confirmen el diagnóstico. El diagnóstico se basa en los síntomas y se confirma con la prueba del hisopo para la alodinia (percepción anormal del dolor).

¿Cuál es el tratamiento?

Ya que la etiología aun es desconocida, a lo largo del tiempo se han utilizado innumerables tratamientos para esta condición, uno de los mas utilizados es la aplicación nocturna de Medicamentos de uso tópico, como gel de lidocaína (un anestésico local) o cremas hormonales.

Hoy en día sabemos que con fisioterapia pélvica podemos curar esta condición gracias a las múltiples herramientas que tenemos dentro de esta área de la salud.

¿Cómo podemos ayudar y curar desde la fisioterapia pélvica?

En ocasiones muchas mujeres con vestibulodinia experimentan dolor y tensión en los músculos del suelo pélvico, lo cual empeora el panorama. Aprender a relajarse y trabajar con estos músculos puede reducir el dolor, es por eso que nos valemos de varias herramientas no solo manuales si no de agentes físicos también, como:

  • Biofeedback (electromiografía de musculatura del suelo pélvico) para sensar el movimiento muscular que realiza la paciente.
  • Tecarterapia para ayudar y acelerar el proceso de desinflamación de la zona tanto vulvar como pélvica en general.
  • Electroterapia ya sea con electrodo intra vaginal o adhesivo externo para regular la hipersensibilidad vulvar.
  • Ejercicios 
  • Estiramientos
  • Terapias manuales como masajes perineales
  • Movilización articular y de tejidos blandos
  • El más importante la EDUCACIÓN al paciente, es lo que más nos ayudará a superar esta condición, que la paciente sepa que le pasa y donde le duele en específico, que aprenda explorar su cuerpo y soló ahí se va a dar cuenta de si hay mejoría o no.

Algunas mujeres experimentan una gran sensación de alivio con el solo hecho de saber que el dolor que sienten es real y que tiene un nombre. Con un equipo de apoyo multidisciplinario, que puede incluir a su pareja, al ginecólogo, al fisioterapeuta, al sexólogo, al especialista en el dolor, y al psicólogo, la mayoría de las mujeres tendrán mejoría de su dolor. 

Dado que las últimas investigaciones revelan que puede haber cambios en las terminales nerviosas, algunas de las opciones de tratamiento son fármacos que apuntan al sistema nervioso de la vulva. Por este motivo antes de realizar cualquier procedimiento terapéutico se aplica siempre lidocaína al 2% para que la paciente no sienta dolor ni incomodidad durante la fisioterapia.

¿Porque debería hacer fisioterapia?

Existe evidencia que las mujeres que tienen vestibulodinia a menudo sufren de problemas sexuales. Esto puede ser bajo deseo sexual (líbido), baja excitación que se traduce en escasa lubricación, y la falta de orgasmo (anorgasmia). Muchas parejas están afligidas por estos problemas sexuales, por lo tanto el correcto asesoramiento de un FISIOTERAPEUTA especializado en esta área podría venir de mucha ayuda, ya que no ayuda solo con el dolor si no también con la relación que tenga con su pareja sexual. Encontrar la forma de tener una buena sexualidad SIN DOLOR es de suma importancia tanto para hombres como para mujeres. 

Consejos para la vestibulodinia:

  • No utilices tampones o toallas higiénicas. (existen otros métodos para sobrellevar la menstruación)
  • Utiliza lubricantes durante las relaciones sexuales (recuerda que esto no soluciona tu problema, lo correcto sería que realices fisioterapia para no tener que utilizar lubricantes).
  • Evita hacer ejercicios que ejerzan presión directamente sobre la vulva, como andar en bicicleta.
  • Usa ropa interior 100% de algodón (no utilices ropa interior por la noche).
  • Evita la ropa interior y los pantalones muy ajustados.
  • Evita las duchas vaginales.
  • Utiliza jabones suaves para bañarte y lava la vulva solamente con agua.
  • No utilices toallitas de limpieza o desodorantes vaginales, ni tomes baños de burbujas.

Por: 

MSc. Francis Barahona

Fisioterapeuta Pélvica

AGENDA TU CITA

Por favor completa el formulario

Trabaja  con nosotros

Medical Track, es una Empresa en constante crecimiento y una compañía que apoya el desarrollo de tus capacidades y conocimientos.

Formamos a nuestros empleados para fortalecer el trabajo en equipo y ofrecerles una sólida carrera profesional.

Abrir chat
1
💬 ¿Necesitas ayuda?
Hola 👋
¿En qué podemos ayudarte?